Al aire libre, cantando, bailando y pintando.

Entre el decir y el hacer

Entre el decir y el hacer

“Lo verdaderamente importante es lo que hacemos con el tiempo que nos ha sido otorgado”, reflexiona Miguel Ángel Latouche en este nuevo artículo titulado “Entre el decir y el hacer”

From Edible Art to Immersive Gastronomy

From Edible Art to Immersive Gastronomy

Food of War created “The Forbidden Fruit”, their first Immersive Gastronomy Experience (IGE) in order to explore the rich thematic variations in this concept.

Ser salmón, camarón o quién sabe

Ser salmón, camarón o quién sabe

“Lo ideal sería tener compromiso, pero esa palabra cómoda no a todos les calza”, así lo asegura nuestra GenX en este nuevo artículo.

De las fábulas y las cancelaciones

De las fábulas y las cancelaciones

Era común que, a los niños de mi generación, lejanos como por necesidad éramos de los video juegos y de las redes sociales, nos leyeran cuentos antes de ir a dormir

No es secreto para nadie que en el segundo semestre se activó la movida musical en Venezuela, como hacía mucho tiempo que no pasaba. Confinamiento por pandemia a razón del Covid 19, temas económicos y ese término “realidad país”, que a muchos nos causa prurito, nos sumieron en una campana del silencio, en materia de conciertos.

Este año, las diversas productoras e incluso particulares, se tomaron la tarea de sacarnos de esa pausa y se ocuparon de volver a incluirnos en las agendas de muchos artistas internacionales; pero Cúsica retomó el concepto festival, y esa experiencia rica y emocionante, cotidiana en el primer mundo, pero que a nosotros se nos estaba haciendo ajena, y para las nuevas generaciones, hasta desconocida.

Cúsica Fest llegó para quedarse

 

En oportunidad de conversar con José Lasses, director del Cúsica Fest, compartió la intención de repetir la experiencia anualmente. “Lo bonito de la primera edición fue que se dedicó a artistas nacionales, pero este año quisimos incorporar a internacionales”.

Pero el impulso y el espaldarazo se está prestando a los artistas noveles, incluso haciendo que compartan tarima con artistas de renombre.

Dos días de música

 

Música, hermandad, risas, actividades recreativas bien divertidas, encuentro con amigos, y hasta la oportunidad de hacer pancartas, llevaron a los asistentes a un mundo que quisiéramos fuera el del día a día, relajado y sin mala vibra se llevó a cabo y con un orden y seguridad inmejorablemente planteados, un fin de semana que quisiéramos que fuera eterno.

Y es que hasta el tema de los baños móviles estuvo impecable y llevado con un orden absoluto.

Caracas, y específicamente la Universidad Simón Bolívar, fue el escenario del Cúsica Fest, o la reunión perfecta entre bandas noveles venezolanas, algunas con más tarimas encima y algunos internacionales ansiados por muchos de los que tuvimos la dicha de vivir el Cúsica.

Artistas como: El Cuarteto de Nos, Bomba Estéreo, Monsieur Periné, La Vida Boheme, Marc Seguí, Simon Grossmann, Gran Radio Riviera, Devendra Banhart, Esteman, Rawayana, Diamante Eléctrico, O’Kills, Irepelusa, Marco Mares, Çantamarta, Escritores de Salem, Lolita de Sola, Cpro Yarge Tanatox, Haslopablito, Nani, Ava Casas, Underaiki, Piña Vera y Dani Vásquez, Meera, Nina Romero y Lema, se montaron en las tarimas dispuestas e hicieron cantar a un grupo inmenso de asistentes de hasta tres generaciones que estaban ávidas de compartir este tipo de experiencias.

El Cuarteto de Nos vuelve en 2023

 

Hablar con Roberto Musso, siendo fan de El Cuarteto de Nos, desde aquellos tiempos de Los Bedronclos, cuando sus desenfadadas letras no tenían censura y muchas de ellas ya no podrían cantarse en una tarima, sin ser tildados de políticamente incorrectos, e incluso de ser vetados, fue una experiencia de otro nivel.

Musso, alto y descrito por él mismo, en su tema “Breve descripción de mi persona”, de una manera que envidiaría cualquier escritor galardonado internacionalmente, salió a atender a la prensa y motu proprio quitó la rejilla –de hecho fue el único– se acercó y me abrazó sin el menor recelo.

Allí no rompió el hielo, sino que lo derritió y llevó a una ebullición de inmediato, cercano, simpático y único, me comentó que están enfocados en El Cuarteto de Nos de quince años para acá, aclarándome mi inquietud por los temas más antiguos, y nos sorprendió afirmando que se viene un concierto de El Cuarteto de Nos el año que viene, que extrañaban a su público venezolano.

Gracias Cúsica Fest, queremos más

 

Hay ganas, hay público lleno de ganas de vivir experiencias como estas y mucho más con ese nivel de orden quirúrgico, porque hasta el reloj en la tarima era seguido a pie como un reloj de Catar 2022.

Como dijo Devendra Banhart en tarima, “la vida tiene su coreografía y uno escoge si a baila o no”, el público venezolano demostró que tenía una eternidad esperando y con ganas de bailar al aire libre.

Tal vez te interese ver:

Artículos recientes

Periodista y RRPP.

Columnista en The Wynwood Times:
Entre gustos y tendencias

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad