El Festival de Fotografía de A Coruña (FFOCO) comenzó el pasado 5 de noviembre como podría hacerlo cualquier otro evento de inauguración en un centro de exposiciones: algunas palabras de agradecimiento, emocionados aplausos y un público numeroso. Un evento familiar para los coruñeses que ya se han apropiado del evento. 

Las voces con las que crecimos

Las voces con las que crecimos

Quienes hacen las voces de muchos de esos personajes que hoy conocemos vinieron a Venezuela para compartir con el público que creció escuchándolos.

Los fundadores Amador Lorenzo, Enrique Lista, Tono Mejuto, Tamara de la Fuente y Juan Varela quisieron abrir un espacio dedicado a promover la fotografía contemporánea gallega, trayendo a autores que tenían renombre fuera de Galicia pero que no se exhibían en casa. Buscaban además resaltar las diversas miradas que reflexionaban sobre la región y su gente. Era –y es– una respuesta a la exhaltación de la fotografía en la escala nacional e internacional intentando enfocarse en las voces locales. 

Después de celebrarse en plazas y espacios abiertos en sus dos primeras ediciones, FFOCO muda, en 2019, a la Fundación Luis Seoane varias de sus exposiciones, lo que significa un gran cambio al formato de calle inicial. Aún así, este año, en su quinta edición, el festival no ha perdido esa sensasión de familiaridad. Solo parecen haber mudado la fiesta adentro; y es más fácil entrar en calor.

Visitas guiadas, visionados, una feria de libros, el primer premio editorial y varias presentaciones especiales encabezaron la agenda del 5 y 6 de noviembre, los dos primeros días de esta edición 2021. Lúa Ribeira es la hija pródiga con la muestra Profundar que quiso celebrar junto a su padre Xosé Manuel Ribeira. La familia se extiende con Tapas I. Una parte del todo, colectiva de 76 artistas nacionales e internacionales; Gracias Dios por hacerme lesbiana de María Vérez; Esclusa Extensiva y otras exhibiciones que también se unieron a la fiesta no solo desde la Fundación Seoane: el Mercado de San Agustín, la FNAC de A Coruña, y algunos espacios alternativos sostuvieron sus propias agendas de actividades. 

Con el crecimiento de FFOCO, los codirectores Amador Lorenzo y Juan Varela quisieron fijar el horizonte en las conexiones trasatlánticas más allá de las fronteras gallegas. Muy naturalmente consiguieron un puente hacia América Latina que se hizo aún más claro a partir de la tercera edición con la acogida de la Fundación Seoane. Según Varela, al aliarse a esta institución “que preserva el legado de una figura clave de la cultura gallega del siglo XX y gran impulsor del intercambio cultural con Latinoamérica, parecía obvio volver la mirada hacia ese continente”. 

Para cumplir este objetivo, se suma a la lista de invitados Para verte mejor, una plataforma de divulgación de la fotografía latinoamericana dirigida por la gestora cultural Diana Vilera, encargada de dar a FFOCO la mirada hacia lo que se hace del otro lado del atlántico. Desde su plataforma, Vilera organiza exposiciones, talleres, seminarios, y otras actividades tanto en España como en otros puntos de Europa, Panamá y Venezuela que resalten el trabajo de autores latinoamericanos; algunos desde su propio portafolio editorial, otros a partir de nuevas alianzas como ocurre este año con la organización venezolana Archivo Fotografía Urbana, que trae la exposición Caracas A doble página del arquitecto y fotógrafo Ramón Paolini.

Una muestra de 16 fotografías, parte del fotolibro del mismo nombre –editado en 2019 por La Fábrica y el Archivo Fotografía Urbana–, registra “las diferentes quimeras que han conformando a Caracas, a través de sueños producto de la imaginación de algo que se anhela y que no siempre se alcanza”, según lo relata su comisario Frank Marcano Requena. La ciudad de Paolini parece despertar gran curiosidad entre los asistentes a FFOCO. Es una mirada urbana peculiar, extraña a la pintorezca y ordenada Coruña; una mirada fresca al estudiante que se acerca y detalla cada ángulo, o una mirada familiar al fotógrafo que se identifica en la perpendicularidad de su encuadre. Sea cual sea el caso, FFOCO acoge a Latinoamérica y le hace partícipe en esta fiesta que se siente cercana. Casi tan cercana como la fiesta caraqueña, de calor latino, pero bajo el frío cielo del noviembre coruñense.

Por Lucía Jiménez

Fijando el horizante en Latinoamérica

 

FFOCO es ya un festival de leyenda en Galicia y uno de los más destacados en España, una venezolana y un gallego se unieron a partir de La Fábrica (Madrid) para mantener y ahora extender este importante festival que une el viejo continente con el aún joven continente americano.

El fotógrafo venezolano Ramon Paollini es el invitado especial en la 5ta edición del Festival de Fotografía de la Coruña (5 de noviembre al 12 de diciembre), el más importante de Galicia. Conversamos con su fundador, con la editora venezolana Diana Vilera y con el artista plástico Nelson Garrido.

Juan Varela (Fundador del Festival) y Diana Virela, editora venezolana y gestora cultural, fueron nuestros interlocutores, conversamos acerca del evento post-pandemia, que siempre tiene mayor relevancia, pues lograr que los Festivales vuelvan a tener la fuerza íntegra de lo presencial no es cosa fácil y menos con la multiplicidad de actividades y exposiciones.

¿Puedes contarme cómo este festival centrado en Galicia se abre a América Latina?

J.V. Nos interesa trabajar los lazos con Latinoamérica. Nuestra sede es la Fundación Luis Seoane, que lleva el nombre del gran pensador del Siglo XX, pintor, diseñador, editor, grabador y escritor, un gran promotor cultural, quien le interesaba particularmente el diseño y la fotografía, hombre ilustrado que nace en Buenos Aires de familia gallega, pero desarrolla lo mayor de su trabajo en Galicia. Así que él es un vínculo esencial entre Galicia y Latinoamérica. Este año tenemos una muestra sobre el libro del artista venezolano Ramón Paollini, libro editado por La Fábrica con la colaboración de AFU (Archivo de la Fotografía Urbana) Caracas, Venezuela.

Juan Varela (FFOCO) – Foto por @andreinamujica

¿Qué trae FFOCO 2021?

J.V.Destaca la exposición de Lua Ribeira, una gallega que hizo historia al incorporarse a la mítica Agencia Magnum, es la tercera española que lo consigue, reside en el Reino Unido desde hace años y su trabajo habla de cómo es volver al lugar de origen, la muestra se acompaña con figuras de madera y juguetes tallados por su padre, Xosé Manuel, se presentará en la Fundación Luis Seoane, es su primera exposición individual en Galicia: más que una obra fotográfica, un acto reflexivo sobre su origen, es una manera de volver.

 

También está la muestra de Marilene Ribeiro, artista brasileña que ganó «Descubrimientos 2020», visionado de portafolios que hace PhotoEspaña, «Agua muerta» fluye entre dos ríos, el de lo material y el de lo intangible: belleza, identidad y memoria. Ambos ríos confluyen dentro del espacio de esta obra: la zona del encuentro, el territorio donde se dan los intercambios entre los sujetos y la fotógrafa. Háblanos de esta exposición.

J.V.Es una pieza audiovisual en formato exposición donde se aborda las consecuencias sociales de las obras de ingeniería en los márgenes de los ríos, en Galicia esto nos toca directamente, porque este verano se han vaciado tres pantanos con la idea de explotar los recursos naturales que nos quedan en pro del desarrollo hidroeléctrico, estos son los cuatro embalses gallegos, los de Belesar (Lugo), Salas, Portas y Cenza (Ourense), situados en la cuenca del Miño-Sil. 

Así que estamos muy cercanos de Brasil en temática y puntos de unión sentido a pesar de la distancia en cuanto a kilómetros.

Trabajamos con Latinoamérica, los dos lados del océano, para fluir como el agua, este año es Ramón Paollini, Caracas a Doble Página, capta el urbanismo de la ciudad de una manera muy personal y los cambios que ha sufrido la capital venezolana.


El artista venezolano, hacedor de imágenes, premio nacional de artes plásticas Nelson Garrido: 

«Ramón Paollini es un gran amigo, trabajamos juntos en la Fundación Bigott, ha sido profesor de la ONG (Organización Nelson Garrido). Ramón hacía un trabajo muy interesante, durante muchísimos años, tomaba fotos de Caracas los 1ro de enero con la ciudad completamente sola, casi apocalíptica, que de paso le costó que le robaran la cámara. La luz es perfecta para esas fotografías, hay una transparencia y un brillo, es casi dorado, el azul es de una intensidad única, particular, que se da únicamente en esos meses, mis mejores fotos de Caracas las he hecho en esos meses».

Nelson Garrido Calvo – Foto por @andreinamujica

FFOCO se enfoca en Caracas, Miami, Buenos Aires, Panamá

Diana Vilera cuenta que la Alianza de foco y Para verte Mejor Fotografía Latinoamericana comparte la gestión cultural en La Fábrica, su proyecto es darle visibilidad a la fotografía documental de Galicia y la mía es América latina, específicamente Venezuela, nutriéndose de la diáspora venezolana. En este sentido nos cuenta: 

«Desde el 2018 he llevado la actividad de reading room (interactivo) de fotógrafos latinomericano, el libro estrella que llevé fue de Alicia Caldera, que ganó el Foto Libro de Montevideo. Luego llevamos la exposición fotográfica que había hecho La Fábrica de Paolo Gasparini quien está vinculado a la Editorial La Cueva y al proyecto Para verte mejor, junto a AFU (Archivo Fotografía Urbana) ya colaboramos cuatro y no dos.

Diana Vilera – Foto por @andreinamujica

Este año mostramos el trabajo de Ramon Paollini con AFU (Archivo Fotografía Urbana) de colaborador, y para el 2022 mostraremos el trabajo del colectivo «El Grupo», una muestra grande de letreros o carteles (Alexis Pérez Luna, Fermín Valladares, Jorge Vall Águila, Ricardo Armas y Vladimir Sersa) .

También tenemos previsto que FFOCO vaya a Caracas con el apoyo de Galerías e instituciones allá. Esto está en proceso. Nosotros, mi editorial La Cueva y FFOCO tenemos una alianza gracias a la comunión de intereses de poner en valor la fotografía documental y de una región específica, de un sentir específico. Al hacer el Master en La Fábrica amplié el valor de La Cueva a un proyecto mayor creando la plataforma multiformato “Para verte mejor fotografía latinoamericana” para dar visibilidad a la fotografía documental tanto venezolana como latinoamericana, es así como países que están tan aislados como Venezuela encuentran un cabo para acercarse a Europa, a través de sus artistas, con el compromiso de seguir en el camino de la creación.»
 

Para más información:

Texto y fotos por Andreína Mujica (@andreinamujica)

Tal vez te interese ver:

Artículos recientes

Periodista, fotógrafa, artista y creadora.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad